domingo, 24 de enero de 2016

Y así comenzaron los nuevos 20s

En estos días recordé que hace mucho tiempo escribía un blog asi que lo busque de nuevo y lo leí. Temí leer pendejadas y si, todo era una semejante pendejada pero no tan malo como creí, por lo que en estos días no tan agradables como quisiera, decidí volver y dejar una entrada después de tantos años, ya mejor escrita (tal vez no con menos pendejadas, pero mínimo con mejor ortografía) y con menos quejas...
Comenzare con el hecho de que ya pase de ser teen a ser una mujer, una señora (asi me dice la de oxxo -_-) ahora mi vida gira en torno a los buenos gustos (los musicales mínimo), el ejercicio y las dietas porque a esta edad uno ya no puede andar comiendo como si no hubiera un mañana, tampoco se puede beber así porque desgraciadamente la cruda ya dura 2 días... El ejercicio es opcional pero considerando que tu cuerpo ya va siguiendo mejor las leyes de Newton es mejor retrasar un poco la inevitable flacidez, mi consejo: no envejezcan se siente culero.
Pero bueno no es tan malo todo, al cumplir yo mis tan temibles o esperados 30 llego la tan popular crisis existencial, me deprimí por no tener una vida tan cool como en mis tiempos de estudiante, luego comienzas a pensar que a tus 30 no has hecho nada mas que trabajar y has desperdiciado tiempo, has desperdiciado tu vida siendo un total inútil y te falta mundo por recorrer pero ya tienes 30 y sigues estancado... Así de culera estaba la crisis y en un arranque de locura vas y te cortas la greña para verte tan vato que no te queda de otra que aprender a maquillarte para rescatar un poco de feminidad, claro con la ayuda de ropa más pegada, zapatos que no sean tenis y unos buenos push ups. Luego harto de las enfermedades gastrointestinales que dejaron tus excesos de juventud le caes al bariatra o nutriologo para que por fin te diga que la clave no es dejar de comer y atacarte solamente pinches all brand, sino balancear y combinar con ejercicio, en mi caso, la deliciosa natación. Y funciono! Todo eso me trajeron, después de mis 31 años, los nuevos 20s! Y en ellos, muchas fiestas, gente nueva y muy genial, ilusiones... Momentos verdaderamente agradables e inolvidables! He olvidado la crisis existencial aquella y puedo decir sin dudar que me encuentro ahora en mi mejor edad! Envejecer ya no es tan culero (a pesar de las dietas y el ejercicio) si te acompaña gente genial!
Hoy domingo, que extrañamente pido a gritos que llegue el lunes (pinche vieja loca), comienzo mi día  a las 12... Tengo cero ganas de levantarme... Eso ni teniendo 30 se me va a quitar... Luego estoy empezando a recordar los pendientes del trabajo y a mí nefasto jefe que mejor ya me voy antes de que me empiece a quejar... Ademas el pinshi aire... Ok ya byes! 


1 comentario:

  1. Ohhh los 30's que puedo decir. Te comprendo amiga mía!!! Muy padre tu blog :)

    ResponderEliminar

Seguidores